Entradas

Qué es un vlog y qué puede aportar a tu negocio

Es bien sabido que el formato audiovisual se ha impuesto sobre otros en los últimos años, ya sea en redes sociales, en páginas web o en los resultados de búsqueda de Google. Y esto ocurre porque, en una época en la que vamos con prisa, preferimos ver o escuchar un videotutorial y que nos expliquen un determinado tema mientras hacemos otras cosas. Pero no solo eso, también nos encanta ver el día a día de otras personas, ya que es unas de las temáticas más consumidas. Esto, grosso modo, es un vlog. Por eso, en este post te contamos qué es un vlog y qué beneficios puede aportarte si lo utilizas.

¿Qué es un vlog?

Grosso modo, un vlog es la fusión entre un vídeo y un blog. Pero, bien explicado, nos referimos a vlog cuando hablamos de contenidos que se encuentran en formato de vídeo, que se publican de forma periódica y sobre un determinado tema, que en la mayoría de las casos se trata de mostrar el día a día de las personas.

Los creadores de contenido suelen utilizar los vlogs para dar información, mostrar su vida, opinión, pensamientos, etc. Por lo que, una de las principales ventajas del vlog es la cercanía y el nivel de personificación que puedes conseguir con tu audiencia. Es decir, a los usuarios nos encanta ver cosas cotidianas que nos ocurren a todos, mas cuando lo está contando alguien relevante en algún sector.

Los vloggers, quienes crean este contenido, utilizan principalmente como plataforma para subir sus vídeos Youtube, aunque hay otras muy utilizadas como Vimeo o DailyMotion.

Se recomienda que los vídeos no superen los 10-12 minutos, para mantener la atención del usuario, pues más tiempo solo conseguirá que abandonen el sitio web. Actualmente, los vlogs son una forma fácil, cercana y rápida de llegar a un mayor público a través de las plataformas que llevan este tipo de contenido.

Uno de los principales motivos por el que los vlogs están en auge es por el uso que le han dado los creadores de contenido (también influencers) para mostrar su día a día, y de esta forma ser más cercano a sus seguidores. Están suponiendo un éxito, porque a los usuarios les gusta ver a las personas mostrando sus rutinas, qué productos utilizan, qué comen y cómo lo cocinan, etc.

vlogger de maquillaje promocionando productos en su vlog

Lo bueno de este formato es que no necesitamos muchos recursos ni invertir mucho dinero, pues la edición de los vídeos no es necesario que sea profesional. Simplemente necesitarás una cámara, algunos conocimientos sobre edición de vídeo y mucha creatividad y ganas para conseguir ganarte al público.

Qué tipo de contenido puedes hacer

Pero no podemos explicar qué es un vlog sin obviar el tipo de contenido que necesitas para destacar. Basta con ver qué hacen otros creadores de tu nicho y saber qué tendencias hay en ese momento (punto muy importante estar siempre al tanto de los nuevos retos y tags). Lo importante es que hables de una temática de interés para el público de la cual seas experto y que lo hagas con cercanía y como si conocieras a tu público personalmente.

En el caso de que tengas un negocio y quieras probar en Youtube, tendrás que explicarle a los usuarios qué les puede aportar tu empresa. Es decir, si tienes una tienda online y/o física de cosmética, puedes dedicar varios vídeos a hablar determinados productos y de sus ventajas frente a otros, así como de las ofertas que tengas en ese momento. Siempre en un tono cercano y casi coloquial.

Los tipos de contenido podrían dividirse en vídeos explicativos, vídeos corporativos y vídeos animados.

  • Los vídeos explicativos son aquellos que tratan contenidos a modo de demos, una breve formación, tutoriales… Son perfectos para dar al usuario información adicional sobre el producto o servicio que vende la empresa y atraer futuros leads.
  • Los vídeos corporativos ofrecen información enfocada al negocio, ya sea a través de vídeos con carácter más institucional o a modo de testimonios.
  • Los vídeos animados son los que más reproducciones consiguen, en función del nicho, ya que es una forma original y entretenida de explicar un servicio o producto a través de una historia corta. Además, son fáciles de entender y captan la atención rápidamente.

Qué necesitas para hacer vlogs

Ahora que ya tienes las ideas y una temática definida, tienes que saber qué necesitas exactamente para llevarlos a cabo.

En primer lugar, un equipo de grabación (aclarar aquí que no tiene por qué ser una cámara profesional, ahora mismo hay una gran variedad de móviles con cámaras que graban en una buenísima calidad). Esto es, una cámara o móvil, un micro externo, aunque puede servir el del propio dispositivo, una buena iluminación y un software de edición.

Una de las partes más importantes es la edición. Unos clips normales pueden verse muy profesionales con una buena edición. Así, los softwares que se suelen utilizar son Adobe Premier CC, Shotcut o Da Vinci. Existen infinidad de opciones tanto de pago como gratuitas en Internet. En este post hablamos de los mejores editores de vídeo y explicamos cómo se utilizan.

Cómo grabar un vlog

Dónde publicar los vídeos

Lo bueno de los vlogs es que te sirven tanto si eres particular como empresa, ya que todo se puede llegar a monetizar (la monetización se consigue a través de los anuncios que aparecen antes de dar comienzo a nuestros vídeos y aumentará cuántas más personas los visualicen y hagan clic en ellos). Lo siguiente será publicarlo en aquella plataforma en la que esté tu público objetivo y qué más beneficio te aporte. La más común suele ser Youtube, porque al ser la más popular el usuario que esté buscando contenido audiovisual irá directamente a esta plataforma. También es la mejor posicionada en Google. Así que, haz un canal de Youtube y empieza a publicar tu contenido.

Ventajas que aporta un vlog a tu negocio

  • Diferenciar de la competencia. Actualmente, pocas empresas han optado por este tipo de formato para darse a conocer. Por eso, una de las ventajas del vlog y qué puede aportar a tu negocio es el de diferenciarse de la competencia.
  • Interés en el público. Es un formato que el usuario sabe que va a publicarse, puede saber sobre qué tema va a tratar, pero quiere tener acceso a ese contenido y visualizarlo cuanto antes. Por lo tanto, un vlog genera interés en el público, cierta expectación que hace tener a una comunidad pendiente de las actualizaciones de esos vídeos.
  • Herramienta de venta. Cualquier forma de comunicación de una empresa con sus usuarios o con posibles clientes potenciales es una herramienta de venta más con las que cuenta el negocio. El vlog puede ayudar a aumentar las ventas si se utiliza para ampliar información, resolver dudas frecuentes de los usuarios, si muestra el día a día de un cliente usándolo, etc.
  • Contenido fácil de compartir. El vídeo es uno de los contenidos más virales que hay en la actualidad. Los vídeos que se incluyan dentro del vlog son más fáciles de compartir entre los usuarios, pues permiten ser insertados en diferentes plataformas y que se genere conversaciones a través de comentarios.
  • Ayuda a mejorar el SEO. Un contenido muy compartido genera más tráfico a una tienda online o a una página web. Esa alta frecuencia de visitantes sumado a que la permanencia en el sitio sea alta, ayuda a mejorar el SEO de un negocio. Los vídeos, si están insertados en el vlog de un sitio online, harán que los usuarios los visualicen desde ahí, haciendo que estén más tiempo de lo normal dentro de la tienda o web.

Esperamos que esto os haya servido para aclararos las dudas sobre qué es un Vlog y qué puede aportar a tu negocio. Pero la edición de vídeo es algo que no a todos se le da muy bien, por eso te ofrecemos que te pongas en contacto con nosotros.

Y, si ya tienes el vídeo editado y subido a Youtube, en este post te contamos cómo posicionarlo en Google.

Cómo escoger un constructor web para tu nuevo portafolio como camarógrafo

Si eres camarógrafo y quieres mostrar tu trabajo profesional es una tarea que no debes tomarte a la ligera. En el ámbito digital existen muchas opciones para que deleites a tus clientes con un portafolio interactivo y amigable a la hora de visualizarlo. Pero, ¿y si no quieres complicarte la vida codificando un sitio web? Aquí tienes unos consejos para escoger el mejor constructor web para tu portafolio y muestres así tu talento como camarógrafo.

Ante todo, debes saber que existen muchísimos constructores web, con los cuales podrás crear tu página a la medida. Sin embargo, algunos cuentan con características únicas que los hacen especiales a la hora de mostrar tu trabajo. Por ejemplo, en Wix podrás enfocarte muy bien en la venta de vídeo o cortometrajes usando Shopify, y eso es solo uno de los tantos en la lista.

Para escoger un buen constructor web que te permita enseñar tu portafolio deberás tener en cuenta varios factores. Estos son:

El constructor que escojas deberá tener una alta cantidad de plugins

Más que cantidad, también debes fijarte en la calidad. La mayoría de web builders cuentan con una buena lista de ellos, pero no todos óptimos para el ámbito profesional. Sin embargo, WordPress si que está preparado con excelentes opciones. Estos son WP Portfolio, NextGENGallery (donde podrás enseñar tus fotografías y videos en modo de carrusel) o Visual Portfolio, solo por nombrar algunos.

Persona eligiendo el mejor constructor web para su portafolio y diseñándolo con códigos HTML

Debe incluir un sinfín de temas y plantillas

Las plantillas de los webs builders son excelentes, pero no todas se asemejan a lo que un camarógrafo profesional quisiera para su portafolio. Te invitamos a que antes de escoger algún constructor web, te dediques a ver un par de ellas, sobre todo en el ámbito empresarial (hay temas para negocios que te pueden encantar). Entre los más destacables encontramos a Wix, Squarespace, Zyro y, por supuesto, WordPress con Elementor instalado. En muchos de los casos no es tan personalizable el tema, pero sí que podría lograr resaltar tu trabajo.

Debe permitir subidas de vídeo en alta resolución

Seamos sinceros, ¿a quién le gustaría mostrar su trabajo de vídeo en baja calidad? Por contrario, lo mejor es hacerse con un constructor web que permita añadir vídeos a tu portafolio en resoluciones altas (1080p o hasta 4K). De esa manera, tus posibles clientes podrán observar mayor detalle en cada toma. En este sentido, Wix y Squarespace tienen la delantera.

Claro, también podrás escoger a Site123, cuya versatilidad en cuanto a temas para vídeo es única, pero que en la reproducción de los mismos no es tan sutil. Aquí puedes encontrar una lista fiable de herramientas para cumplir tu objetivo. Además, la estabilidad de la conexión debe ser prioridad, con servidores de alta respuesta que permitan carga de archivos grandes (sobre todo si son cortometrajes).

Pantalla con vídeo en alta calidad. Solo un buen constructor web para tu portafolio permite vídeo en alta resolución

Asegúrate de que la plataforma permita crear respaldos automatizados

La creación de puntos de restauración no solo es requerida para portafolios de vídeo, sino en cualquier sitio mínimamente pensado para negocios. Es por ello que debes tener muy en cuenta si tu elección tiene esta opción dentro de sus características, y más aún si puedes hacerlo de forma automatizada. Una buena alternativa es one.com que en su plan premium ofrece dicha característica, con una curva de aprendizaje casi nula, por lo que no tendrás que esforzarte para usarlo.

Tu trabajo debe ser cuidadoso y la creación de respaldos son vitales. En caso de caídas del servidor, no querrás perder tu trabajo, y aunque es cierto que de manera local puedes efectuarlos, no es el caso. Tener tus vídeos online es una ventaja para compartirlos rápidamente con tu público objetivo.

La seguridad es lo primero

Si de temas de seguridad hablamos, una de las más importantes es la que debe aplicarse a tu sitio web de trabajo. Si vas a mostrar tu portafolio y tienes vídeo o fotografías profesionales almacenadas en servidores del constructor web, ¿por qué no protegerlos? Un buen constructor web para profesionales de la cámara debe permitir navegación HTTPS; certificados SSl e incluso la opción para portafolios privados. Si eres más exigente, será mejor que también te cerciores de escoger uno que permita verificación de dos pasos.

Ilustración de seguridad web con elementos como café o gafas a los lados

Además, debe permitir crear secciones del portafolio que solo sean visibles para cierto público, y así evitar que todos tengan acceso a este. Después de todo, el trabajo debe cuidarse al máximo, y en el ámbito digital no es la excepción.

 

Ahora que ya tienes muy claro todo lo que debes escoger en un constructor web para profesionales de la cámara, te invitamos a mostrar tu trabajo. Deja que tus clientes se deleiten al máximo con cada una de tus creaciones. Recuerda que mientras más llamativo sea tu portafolio, más cantidad de clientes podrás atraer y, por ende, generar conversiones.